EL SISTEMA NERVIOSO COMO INTEGRADOR DE LA TOTALIDAD DEL SER | Qisoma ;
22 diciembre 2016

EL SISTEMA NERVIOSO COMO INTEGRADOR DE LA TOTALIDAD DEL SER

Por: Joaquín Teheran Lora


        Califica este artículo: 


cerebro


«Nosotros somos como enanos encabalgados sobre los hombros de gigantes
y así podemos ver más cosas y más lejos que ellos,
mas no por tener la vista más penetrante o poseer más alta estatura,
sino porque el gran tamaño de los gigantes nos eleva y sostiene a una cierta altura»
Bernard de Chartres

CUANDO EL CEREBRO ESTÁ FALLANDO, ALGO FUNCIONA MAL EN EL CUERPO.

Continuamos con el tema iniciado en la entrada anterior, denominada "EMPLEA TU SISTEMA NERVIOSO COMO MEDICINA BIORREGULADORA"

Al cerebro, lo podemos comparar con la  "CPU", de una computadora ya que  maneja todos los órganos como si fueran los periféricos de la misma ( como la impresora, el monitor,etc., etc.).
Por esta razón, si controlamos al cerebro que es el que  dispone lo que hacen todos los demás órganos, es decir, si controlamos al "director de la orquesta", podremos curar.

Cuando se hace acupuntura o acupresión, por ejemplo, los puntos que se tratan se asemejan a las teclas o al ratón de la computadora: sirven para enviar señales al cerebro (CPU).
Algunas terapias, como la acupuntura, la reflexología, la terapia neural,la manopuntura, la craneopuntura, la electroacupuntura,etc., son terapias que envían información al sistema nervioso y lo accionan para curar.
En los espacios de piel y músculos que están por encima del área dañada u órganos afectados se encuentran terminaciones nerviosas que pasan cerca o por los mismos órganos y que por necesidad se conectan con las áreas cerebrales responsables de tales órganos. Esos espacios o puntos son conocidos como "Ah Shi" que son muy dolorosos a la presión o espontáneamente. La palabra Ah shi significa: "Eso es" o "Ese es el punto" (del dolor más fuerte).
Cuando sobre esos espacios de piel y músculos, o puntos "Ah Shi", hacemos terapias de las ya mencionadas, activamos al encéfalo y le hacemos saber que ahí hay algo que no se está atendiendo correctamente y con ello se establece la posibilidad de la curación. Porque si algo está funcionando mal es porque el cerebro está fallando.
Es como si sobre los puntos hiciéramos  “clic”, como con el ratón de la computadora, y enviáramos una señal mediante la cual esperamos una respuesta determinada.
Es un hecho que  cualquier influencia que hagamos sobre la piel se registra en el encéfalo. Por ejemplo, en el momento en que tocamos cualquier parte , las inervaciones del lugar identifican al contacto y transmiten una señal o información al sistema nervioso,  en cuyo caso decimos que sentimos algo.
Todo lo que sentimos cuando tocamos es una experiencia totalmente cerebral. Pero si en vez de tocar se dan toques electricos, la influencia es mayor.
El Sr. Goetz Friedrich Bothe Loncar, el  Dr. Gustavus A. Almfelt , el Dr. Danielopolu y la Dra. Josefina Sánchez Resendiz (investigadora reconocida a nivel internacional), han reconocido  que el sistema nervioso es centro coordinador de todo el cuerpo y que por lo tanto es posible curar interviniendo en él. 
electroestimulador
Equipo para hacer electroacupuntura
En la electroacupuntura, lo que hace la energía eléctrica producida por los electrodos es activar áreas cerebrales especificas determinadas por los puntos donde se aplique la terapia.
Cuando mediante la electroacupuntura aplicamos un electrodo negativo sobre la piel, las cargas o metales electropositivos que se encuentran en el interior del organismo (el cobre, por ejemplo) hacen de polo positivo con los que se forma una pila simple. 
En algunas pruebas hechas con pacientes se les han colocado artefactos  superficialmente, que no se introducían en la piel, o en localizaciones que no correspondían con los puntos de la acupuntura clásica con resultados curativos similares, pese a no haberse punzado de acuerdo a lo clásico y usual.
Los aparatos que no punzaban la piel también influyen en el cerebro debido a la presión ejercida y no a la manipulación de las agujas.
El cuerpo es un sistema biológico de alta complejidad con billones de células y más de 300.000 reacciones enzimáticas por segundo y por célula; termodinámicamente abierto, en constante intercambio de materia y energía con el medio (ecología), influenciado por la temperatura, la humedad, las corrientes de agua subterránea, el campo electromagnético, la posición de los astros, la composición del aire y de los alimentos, la dieta, la familia, el trabajo, etc., según Julio César Payán de la Roche[*].EXPLICACION:médico colombiano, cirujano, especialista en Ginecología y Obstetricia, con una carrera de profesor universitario, que ha ocupado cargos a nivel nacional, que fue decano de la Facultad de Medicina de la Universidad de Cauca, Colombia y representó a su país a nivel internacional. 
Todo eso nos hace únicos, irrepetibles, con un orden caótico individual. Por eso, una terapia que quiera ser causal, y no caer en la linealidad y el mecanicismo, no puede utilizar el protocolo y el vademecum.
Debe ser, por el contrario, una terapia holística, en la que se tome al ser como una unidad dinámica, como un todo. En la que se tenga en cuenta al sistema nervioso como integrador y coordinador del conjunto.
En palabras de Pavlov, "en nuestro planeta el sistema nervioso es el instrumento más completo para relacionar y conectar las partes del organismo entre sí, al mismo tiempo que relaciona todo el organismo como sistema complejo con las incontables influencias externas".
La enfermedad es en realidad la respuesta del organismo a una agresión, es la adaptación que el ser, como un todo, elige ante algo que lo está irritando. Y es precisamente el Sistema Nervioso el que regula esa respuesta.
La interacción entre la mente, el sistema nervioso y el sistema inmunológico es el eje de nuestra capacidad de adaptación que nos permiten sobrevivir en determinadas condiciones ambientales. Esta capacidad ha sido desarrollada a lo largo del proceso evolutivo y se transmite de generación en generación.
Dentro de ese eje, el sistema nervioso constituye elemento de una importancia sobresaliente debido a que es como un integrador de los diferentes órganos y tejidos de nuestro cuerpo, pues es una verdadera red de información que llega a todas las células a través de la matriz extracelular, conocida como sustancia básica o sistema básico de Pischinger. Esto hace que cualquier irritación o agresión que altere las propiedades o las funciones de una parte de este sistema, estará afectando a su totalidad. Las repercusiones se sentirán y apreciarán en la parte del cuerpo donde encuentre una predisposición a la disfunción.
Estas irritaciones que afectan el tono del sistema nervioso autónomo (SNA) o neurovegetativo, que desencadenan o catalizan enfermedades, debemos y podemos neutralizarlas aplicando -por ejemplo- un anestésico local (ya sea procaína o lidocaína) en bajas concentraciones en los sitios donde el sistema nervioso vegetativo ha sufrido alguna agresión o lesión que bloquea la información que transporta. También es posible (la neutralización) aplicando electrodos de electroacupuntura o plaquitas de aluminio o cobre como lo recomienda el Sr. Goetz Bothe Lonçar, ciudadano de nacionalidad alemana radicado en Tepoztlán, Morelos, México.
    Eliminando estos bloqueos que alteran el intercambio de información se reactivan los mecanismos de regulación permitiendo que el propio organismo produzca sus propias reacciones autocurativas, desarrolle su actividad y tenga un nuevo orden mediante su propia fuerza vital.


    EL SISTEMA NERVIOSO COMO PIEZA CLAVE EN LA INTEGRACION DE LA TOTALIDAD DEL SER.

    El Sistema Nervioso Autónomo o Neurovegetativo (simpático y parasimpático) tiene múltiples conexiones con el córtex [?] cerebral  , con los pares craneales, con los nervios periféricos y viscerales por lo cual regula y toma parte en todas las funciones del organismo. Es decir, el neurovegetativo tiene que ver con todas las funciones del organismo.

    neurovegetativo

    Por las infinitas conexiones que el Neurovegetativo tiene con las estructuras encefálicas, con el hipotálamo, el hipocampo y sobre todo con el área límbica [?] participa en los procesos mentales, emocionales, sociales y culturales.
    En el año de 1921 apareció un trabajo de Ernst Laqueur y Rudolf Magnus [?] , trabajo relacionado con las consecuencias del envenenamiento de los gatos con fosgeno [?] que provocaba perturbaciones pulmonares sumamente serias.
    Estos investigadores tomaron unos gatos a los que les cortaron el nervio vago a la altura del cuello y después les suministraron fosgeno. Como resultado observaron que los gatos (sin nervio vago) no presentaron las alteraciones que el veneno normalmente causaba, o por lo menos, si les aparecían, eran considerablemente disminuidas.
    O sea, que sin nervio, no había síntomas de envenenamiento, lo cual se puede interpretar como que, en ocasiones es más importante el reconocimiento del tóxico que hace el organismo a través de su sistema nervioso, que el tóxico en si.

    Normalmente una irritación no deja huella permanente, pero hay ocasiones en que el recuerdo permanece tanto a nivel hipotalámico como en la interconexión de la corteza cerebral. Así lo planteó Pavlov cuando estudió los reflejos condicionados y sostuvo que todo estímulo tenía una representación cortical funcional, no anatómica, con áreas de excitación central e inhibición periférica.
    Cuando una irritación permanece en la memoria constituye lo que se conoce como "campo de interferencia" que en determinado momento puede causar cambios patológicos en la persona.
    Un nervio con una irritación permanente o con el recuerdo de esa irritación termina perdiendo su funcionalidad, o sea, es un nervio muerto que sufre lo que se ha denominado parabiosis [?] .

    En fin, este es un tema que seguiremos  tratando en próximas entradas.

    Un ejemplo practico de este tema.
     Por: +Joaquín Teheran Lora 
    IMPORTANTE: ESTA INFORMACIÓN NO ES, NI SUSTITUYE EN NINGÚN CASO LA CONSULTA, TRATAMIENTO O DIAGNÓSTICO DEL PROFESIONAL DE LA SALUD COMPETENTE.

    Recuerda  SUSCRIBIRTE A QISOMA para que recibas nuestras actualizaciones por correo . 


    Puedes COMENTAR este artículo por Facebook y COMPARTIRLO por las redes sociales:


    Por: Joaquín Teherán Lora





    COMENTARIOS:
    Puedes comentar DIRECTAMENTE en el Blog, no sin antes advertirte que TODOS LOS COMENTARIOS ESTÁN SIENDO MODERADOS.Te anticipamos que no publicaremos los comentarios cuyo remitente firme como ANONIMO.
    SOLO SERÁN PUBLICADOS DESPUÉS DE SU APROBACIÓN.

    Además de comentar también puedes compartir o recomendar este artículo.
    Gracias de antemano por tu valiosa opinión.

    2 comentarios :

    1. Respuestas
      1. Gracias Dr.Andrés. Es un inmenso honor para mi, recibir estas palabras de personas con su prestigio.

        Eliminar


    cerrar
    suscripcion